De compras

viernes, noviembre 02, 2007

Esta mañana la he pasado con López en el Mediamarkt de Alicante, aconsejándole sobre qué portátil le convenía según sus necesidades. El elegido ha sido un HP de 17" que no está nada mal. Del día he sacado dos conclusiones.
La primera es que ésta es una sociedad de borregos (y me incluyo). Basta que una empresa diga: ¡Oferta! para que nos echemos como fieras a comprar lo último en tal o cual producto. Los de Mediamarkt están de aniversario (según ellos lo celebran con nosotros con ofertas suculentas, ¡ja!) y esta mañana estaba tan abarrotado que parecía el primer día de las rebajas de Enero del Corte Inglés.
La segunda es que los hombres, tradicionalmente, nos hemos burlado de la frivolidad femenina que supone ir de compras para evadirse. Ahora las tornas han cambiado y los hombres somos capaces de pasarnos una mañana viendo aparatitos como el último modelo de móvil con mp3, Bluetooth y ducha incorporada. Horas y horas viendo aparatitos que nunca vamos a comprar. Por esto, mujeres del mundo, es justo que riáis las últimas.
Al menos he aprovechado la situación y me he comprado unos auriculares para el Ipod que le van como un guante. ¿Me habré vuelto yo también tecnosexual?

2 comentarios:

Mari�n dijo...

En mi opini�n,siempre ha sido as�lo que pasa que lo que haceis vosotros es cosa de hombretones y lo que hacemos nosotras se suele convertir en arma arrojadiza en mas de una discusi�n,aunque si bien es cierto que hay mujeres tan lelas que os llegan a dar la raz�n en mas de una ocasi�n y nos hacen quedar como tontas y superficiales.
No me voy a reir,ya que siempre he luchado por la igualdad entre hombres y mujeres,me la repampimfla esa absurda lucha por ver cu�l de los dos g�neros tiene la raz�n.Y mir�ndolo bien creo que me voy a ir de compras esta ma�ana.
Un saludo.

DJ dijo...

Tienes razón, no es una cuestión de inversión de papeles, es una cuestión de igualdad. De todas maneras, el problema es que a la gente le encanta los tópicos. Yo no creo que las mujeres porque os paséis una mañana de compras seáis superficiales o lelas. Ese tópico sólo lo cumplen 4 pijas malcriadas.